Martes, 11 Diciembre 2012 00:00

Complementos y Suplementos Orgánicos del Perú, exportando productos de sabor nacional

Escrito por

Esta empresa se dedica a exportar diversos productos naturales convertidos en harina. Con responsabilidad y compromiso han logrado abrirse paso en el mercado exterior, especialmente en Europa.

Complementos y Suplementos Orgánicos del Perú es una empresa que tiene más de 5 años de experiencia en el proceso de alimentos, la cual se dedica a la maquila, comercialización y exportación de productos naturales tales como Maca, Algarrobo, Camu camu, Lúcuma, Sacha Inchi, Uña de Gato, Aguaymanto, Quinua, entre otros productos que se convierten en polvo para su venta.

Su planta de procesamiento de alimentos cuenta con la certificación orgánica, de control único Skal (servicios especializados en control y certificación) para obtener productos 100% naturales, nativos y de comprobada calidad.

Esta empresa está comprometida con el medio ambiente, ya que al momento de desarrollar su proceso de producción, lo realizan siendo lo más sostenibles posibles. Este equipo de casi 30 personas, donde la mayoría de trabajadores son mujeres, puede producir hasta dos toneladas al día.

Complementos y suplementos maquila, investiga, desarrolla y comercializa productos en el mercado nacional e internacional con los más altos estándares de calidad en todos sus productos y procesos. A su vez, se encuentran comprometidos con una responsabilidad social, en donde apoyan a los agricultores con maquinarias para optimizar sus procesos de pre cosecha y post cosecha.

No cabe duda que es un grupo comprometido no solo con el medio ambiente si no también con el desarrollo social. Utilizan la mezcla perfecta entre calidad y seguridad además de responsabilidad a la hora de producir una serie de alimentos netamente nativos que ya están conquistando el mercado extranjero.

Promoviéndote Perú

En el comienzo, allá por el año 2006, Promoviéndote Perú era una de esas ideas positivas que concebimos cotidianamente, de esas que mayormente no logramos madurar por dejarlas pasar. En aquella ocasión, la intención fue cultivar la esperanza de convertirnos en el mejor intermediario entre los hacedores y el éxito, como el verdadero medio difusor del emprendimiento en la población.